¿Eres suficientemente maduro para amar y ser amados sin demandar ni exigir al otro que sacie tus necesidades, respetando y aceptando al otro tal como es?

¿O quizás aún estás esperando a tu príncipe azul o a tu princesa rosa?

“Alguna noche encantada vas a encontrar a tu alma gemela, la persona perfecta que va a satisfacer todas tus necesidades y colmar todos tus sueños, ¿verdad? ¡Falso! Esta fantasía que poetas y trovadores son tan aficionados a perpetuar tiene sus raíces en recuerdos del vientre materno en donde estábamos muy seguros y éramos uno con nuestras madres. No es sorprendente que todas nuestras vidas hemos anhelado llegar a este lugar, pero, para decirlo de una manera brutal, se trata de un sueño infantil. Y es sorprendente que sigamos aferrados a él tan insistentemente, ignorando la realidad.

Nadie, bien se trate de tu compañero actual o de un futuro compañero soñado, tiene obligación alguna de traerte tu felicidad en bandeja; tampoco podría hacerlo, aunque quisiera. El amor no nace al tratar de resolver nuestras necesidades dependiendo de otro, sino al desarrollar nuestra propia riqueza interior y madurez. De hecho, tenemos mucho amor para dar, que hará que vengan amantes hacia nosotros de manera natural.”

Osho

Uno de los retos más importantes de estar en pareja es justamente este, no esperar a que tu pareja te traiga la felicidad, el amor y el cuidado que tú mismo no eres capaz de ofrecerte.

¿Cuántas veces te has sentido como un niño o una niña demandando amor a tu pareja?

¿Amas a tu pareja desde la dependencia o la autonomía, desde la carencia o la generosidad?

Realmente, para amar al otro de una madera madura, hay que estar primero bien con uno mismo, y esto pasa a estar en paz con papa y mamá, y con todas tus relaciones anteriores a la actual. Si no es así, difícilmente podrás amar con generosidad, sin pedir al otro que te dé lo que a ti te falta y que tu aún no te has sabido dar.

La capacidad de estar bien en pareja empieza con la capacidad de estar bien contigo mismo. Y la capacidad de estar bien contigo mismo tiene que ver con que tengas integrado tu pasado y seas capaz de amarte y ser feliz sin necesidad del otro.

Susana Ros

 

Psicorganic nace para ayudar a las personas a tener éxito en sus relaciones de pareja. Si necesitas ayuda, puedes consultar nuestros programas premium para parejas.

¿Tienes problemas de pareja?

“Bueno, pues lo normal… … ya no es lo que era antes, discutimos mucho, no nos comprendemos, es difícil hablarnos sin enfadarnos, hay poca comunicación e intimidad, nos aburrimos juntos, cada vez hay más diferencias entre los dos, sospecho que puede haber una tercera...

Crecer en Pareja: El efecto espejo

“Deseo tener pareja para no sentirme solo/a. Cuando tenga pareja seré feliz. Necesito estar en pareja para sentirme bien. Si no tengo pareja no me siento amado/a.” ¿Has escuchado alguna vez frases de este estilo? Imagino que sí. ¿Y qué tal si te digo que todas estas...

El reto de una buena comunicación de pareja

Sin duda alguna, una buena comunicación de pareja es un ingrediente básico para tener una buena relación de pareja. La falta de comunicación o la dificultad en la comunicación es uno de los motivos más frecuentes por el que se solicita ayuda terapéutica. Alrededor del...

Hombre interior y Mujer interior

En cada hombre y en cada mujer hay dos polaridades, que están relacionadas con los dos hemisferios cerebrales. Una polaridad es femenina, y tiene que ver con el sentir y la intuición, con la energía, el amor, la unión y la expansión. La otra polaridad es masculina, y...

El secreto del éxito en pareja

Supongo que muchas veces has oído decir, qué para estar bien en pareja, primero hay que estar bien con uno mismo. ¿Te suena esta frase? Pues sí, así es. Os lo confirmo. Es evidente que cuando te sientes bien y a gusto contigo mismo, es mucho más fácil...

Share This